Alimentos para combatir la ansiedad

En estos días de nervios crispados, ¿sabes qué comer y qué no para controlar la ansiedad producto de la contienda electoral?

buenazo
REDACTOR
Redacción Buenazo
08 Jun 2021 | 10:09 h

La campaña electoral y la posterior votación, con resultados tan ajustados, son capaces de crispar los ánimos hasta del más calmado de los conciliadores. Y no es para menos. La situación es crítica por donde se le mire. Felizmente, siempre tendremos la comida para bajar un poco los caldeados ánimos electorales, especialmente en esta recta final. Por eso, hemos escogido 5 alimentos que te ayudarán a recibir los resultados definitivos, sino con una sonrisa, en todo caso, sin una crisis nerviosa. Veamos.

Un laboratorio corporal

Nuestro cuerpo es un laboratorio en el que los alimentos cumplen un rol clave, generando sustancias a partir de los productos que consumimos. Una sustancia, sin embargo, es capaz de hacernos cambiar nuestro estado de ánimo: la serotonina, un neurotransmisor asociado al bienestar general que está asociado al triptófano, un aminoácido que solo podemos absorberlo de los alimentos. Según el portal de alimentación Dieta Coherente, “un buen nivel de triptófano estabiliza las alteraciones del sistema nervioso (estrés, depresión o ansiedad, por ejemplo) y mejora tu nivel de energía”.

Una dieta balanceada, rica en omega 3 y aminoácidos esenciales.   Una dieta balanceada, rica en omega 3 y aminoácidos esenciales.

Alimentos ricos en triptófano

Los alimentos más ricos en este aminoácido son el cacao, y por ende, el chocolate oscuro, es decir, con alto porcentaje de cacao. También los pescados grasos, como el salmón y el atún, y entre las aves de corral, el pavo y el pollo. La yema del huevo y la en general los lácteos; así como los cereales integrales, las semillas (girasol, calabaza y ajonjolí) y los frutos secos, como el maní, las castañas, nueces y pistachos. Entre los frutos, el plátano no se queda atrás, al igual que la piña, la palta y la ciruela. Y entre las verduras: los berros, la espinaca, la zanahoria, el apio, el brócoli y la alfalfa.

Una suma de factores

Por su parte, Mayo Clinic incluye una relación más amplia de alimentos ligados al bienestar emocional; recalcando, eso sí, que no existen alimentos que “curen” la ansiedad. Para empezar, arranca el día consumiendo proteínas, ya que estas te proveerán energía por más tiempo, así como la sensación de saciedad. También recomienda los hidratos de carbono complejos, como los granos integrales. Finalmente, algo clave: consumir mucha agua. Se trata, pues, de cambios en la alimentación y en el estilo de vida, por lo que los cambios no se verán de la noche a la mañana.

Un estilo de vida saludable, bien hidratado y con actividad física son la mejor defensa ante la ansiedad.   Un estilo de vida saludable, bien hidratado y con actividad física son la mejor defensa ante la ansiedad.

Qué evitar

Una copa puede ayudar a calmar los nervios generados por esta coyuntura, pero el exceso sí puede tener efectos contrarios, especialmente con el sueño y el manejo de la ira. Tampoco se recomiendan las bebidas con cafeína ni las que tienen demasiada azúcar. La Clínica de la Ansiedad recomienda, además, bajarle a los embutidos, vísceras y lácteos altos en grasas saturadas, en especial los productos ultra procesados, que también son ricos en sodio, un elemento que reduce los niveles de potasio, que clave en el manejo del sistema nervioso.

Evita el alcohol en exceso, así como la comida ultra procesada, rica en azúcares, grasas saturadas y sal.   Evita el alcohol en exceso, así como la comida ultra procesada, rica en azúcares, grasas saturadas y sal.

Así que, si pensabas consumir comida chatarra acompañada de gaseosas o bebidas alcohólicas, mientras esperas los resultados definitivos de la ONPE, mejor cambia de planes y piensa que lo mejor para equilibrar tu estado de ánimo, es comida saludable y ejercicio.

Si te gustó esta nota, te recomendamos que revises estas otras:

¿ES NECESARIO LAVAR LOS CHAMPIÑONES?
video Buenazo de la semana
Aprende a limpiarlos antes de consumirlos.